EnglishFrenchSpanish

Ciberdelincuencia

La tecnología informática moderna ha dado lugar a un tipo de delito nuevo e insidioso. Se conoce como delito cibernético, y aunque muchos de los delitos involucrados siempre han ocurrido de una forma u otra, los teléfonos inteligentes modernos y la facilidad de acceso a Internet han simplificado enormemente su metodología. También han permitido que proliferen estos delitos.

Para algunas personas, las actividades en cuestión pueden parecer nada más que diversión y juegos inocentes. Sin embargo, actualmente es ilegal:

  • Inyectar un virus en un sistema informático.
  • Acceder a una red sin autorización.
  • Robar servicios de un proveedor de internet.
  • Usar, dañar, modificar, copiar, divulgar o robar software o datos.
  • Adulterar el contenido del correo electrónico.
  • Cometer un delito con la ayuda de la encriptación.
  • Obstaculizar la conexión a Internet de otra persona.

La gama de delitos cibernéticos es bastante amplia, pero cada uno de los diferentes tipos se basa en la tecnología informática y de Internet para realizar el trabajo. Para el beneficio de cualquier persona cuyas huellas dactilares puedan residir en un mouse o panel táctil revelador, los abogados defensores penales de Weiner Law Group brindan un resumen de lo que implican estos delitos. Los más frecuentes son:

El robo de identidad Para un ciberladrón, la información personal de otra persona es oro. Un simple pirateo por parte de un ladrón inteligente a menudo proporcionará un tesoro oculto de estadísticas vitales de las que beneficiarse de numerosas formas ilegales. El robo de identidad podría ser uno de los delitos más temidos de Internet. Si lo acusan de haber participado en ello, limpiar su nombre exigirá la asistencia de un abogado defensor penal con experiencia, y Weiner Law Group está listo para ayudarlo.

Phishing o suplantación de identidad. Quienes cometen este delito cada vez más común lo hacen mediante el envío masivo de correos electrónicos engañosos que dan toda la apariencia de provenir de empresas reconocidas y legítimas. La esperanza es engañar a los destinatarios involuntarios para que revelen las contraseñas de las cuentas, los números de las tarjetas de crédito y otra información privada que luego puedan emplear con fines nefastos. El castigo por participar en esta práctica fraudulenta a menudo incluirá una pena de cárcel.

Chantaje y extorsión. Aunque no hay nada nuevo en el uso de amenazas con la esperanza de obtener dinero u otra cosa de valor, la variedad de delitos informáticos del chantaje lo intenta con la ayuda de Internet. La capacidad de hacer esto al amparo de un alias en línea agrega un toque deseable de anonimato, lo que hace que el perpetrador sea mucho más difícil de atrapar. Las sanciones incluyen multas considerables, así como largas penas de cárcel.

Hackear. En la forma menos ofensiva de este delito, los perpetradores usan computadoras para obtener acceso no autorizado a las cuentas de correo electrónico de otros. En el peor de los casos, la piratería se extiende a la infiltración de redes, bancos, corporaciones e incluso gobiernos con la intención delictiva de obtener ganancias financieras o participar en otros comportamientos destructivos.

Acoso electrónico. Las salas de chat y los sitios de redes sociales brindan un escenario en el que aquellos que tienen la intención de acosar pueden publicar fotos poco halagadoras o incriminatorias, filtrar información personal, iniciar rumores difamatorios, hacer declaraciones calumniosas e incluso crear perfiles falsos con la esperanza de hacer daño. Como saben los abogados defensores penales de Weiner Law Group, los peores casos de acoso cibernético tienen lugar en forma de delitos de odio. Para este tipo de acoso, la Oficina Federal de Investigaciones no solo recopilará estadísticas, sino que también organizará y llevará a cabo el enjuiciamiento.

Pornografía infantil. Aunque este tipo de abuso siempre ha existido, la facilidad de acceso a Internet ha contribuido a su crecimiento y ha acelerado su propagación, demostrando ser una bendición tanto para los depredadores como para los abusadores de niños. Sin embargo, aquellos que se involucran en este tipo de comportamiento ilegal en línea están cometiendo un delito federal con sanciones legales graves que consisten en multas y sentencias de prisión que pueden extenderse a cadena perpetua para los infractores reincidentes.

¿Cómo puede ayudar un abogado especializado en delitos cibernéticos?

El mundo digital moderno ha permitido la proliferación de numerosos tipos de delitos informáticos. Las fuerzas del orden responden a la amenaza con una variedad de castigos que van desde restricciones en el uso de computadoras hasta fuertes multas y largas penas de prisión. Si enfrenta acusaciones de haber cometido un delito cibernético, necesitará asistencia legal y la necesitará de un abogado defensor penal que pueda presumir de éxitos pasados ​​en esta área.

Ahí es donde los abogados veteranos en derecho penal de Weiner Law Group pueden ayudar. Nuestro profundo conocimiento de los intrincados argumentos legales que rodean el ciberdelito nos permite montar una defensa acreditable en su nombre. El delito cibernético no es cosa de risa, así que si lo acusan, no intente hacerlo solo. Llame a Weiner Law hoy al 702-202-0500 para una consulta gratuita o complete nuestro formulario de contacto. Estaremos a su lado para luchar contra los cargos en su contra.